¿A qué se debe la impotencia masculina?

¿A qué se debe la impotencia masculina?

¿A qué se debe la impotencia masculina?

¿Alguna vez te has preguntado a qué se debe la impotencia masculina?

Puede haber varios factores que contribuyen a la impotencia. Estos incluyen los trastornos emocionales y físicos.

La prevalencia y el grado de disfunción eréctil aumentan claramente con los años. Mientras que tan solo el 8% de los hombres de 40 años informó que padecía algún grado de impotencia, este porcentaje aumenta hasta el 40% en los hombres mayores de 60, de acuerdo a un estudio realizado en el año 2000 (1), publicado en el International Journal of Impotence Research.

AUMENTA TU TESTOSTERONA HOY GRATIS

Inscribe tu correo abajo para recibir el libro GRATIS en 30 segundos

    • 3 Métodos Gratuitos Que Uso En Casa Para Estimular Mi Testosterona
    • Alimentos, trucos y estrategias para mejorar tu cuerpo y tu virilidad

Además se ha observado que los hombres con más educación son menos propensos a experimentar disfunción eréctil porque, por lo general, tienen un estilo de vida más saludable (2).

El hecho de conocer las causas más comunes de la impotencia, te ayudará a identificar por qué estás experimentando esta condición.

¿A qué se debe la impotencia masculina?

  • A enfermedades endócrinas

    El sistema endocrino del cuerpo produce hormonas que regulan el metabolismo, la función sexual, la reproducción, el estado de ánimo y mucho más.

    A modo de ejemplo, si padeces diabetes es probable que tengas problemas de disfunción eréctil. Esto se debe a que la enfermedad produce un daño nervioso, que afecta las sensaciones del pene.

    Además, impide lograr un flujo sanguíneo adecuado y tiene su impacto en tus niveles hormonales.

    Afortunadamente, el problema se puede revertir si adoptas un estilo de vida adecuado, podrás revertir la resistencia a la insulina y el daño al endotelio, según ha quedado demostrado en un estudio realizado en el 2014.

  • A problemas neurológicos o de los nervios

    Existen algunas enfermedades que afectan la capacidad del cerebro para comunicarse con el sistema reproductivo. Esto puede evitar que logres una erección. Entre estas enfermedades es posible mencionar el Alzheimer, el Parkinson, la esclerosis múltiple y la epilepsia.

    Por otra parte, si has sido sometido a una cirugía de próstata, también puedes padecer un daño nervioso que provoca disfunción eréctil.

    También es posible padecer una impotencia temporal si practicas el ciclismo, ya que la presión sobre los genitales puede afectar los nervios (3) en la zona.

  • A determinados medicamentos

    Algunos medicamentos pueden afectar el flujo sanguíneo, lo que puede provocarte una disfunción eréctil.

    Existen algunos que provocan impotencia como los bloqueadores alfa-adrenérgicos, incluyendo la tamsulosina (Flomax), los Beta-bloqueadores, como el carvedilol (Coreg) y el metoprolol (Lopressor).

    También debes consultar a tu médico si tomas medicamentos contra el cáncer, si consumes depresores del sistema nervioso central, tales como el alprazolam (Xanax), el diazepam (Valium) o diuréticos como furosemida (Lasix) y espironolactona (Aldactone) (4).

  • A problemas del corazón

    Los problemas cardiacos afectan la capacidad de que la sangre fluya adecuadamente hacia los genitales, provocando una disfunción eréctil (5).

    Además, las personas que sufren del corazón generalmente tienen alta presión sanguínea, que también está asociada a la impotencia.

  • A la obesidad

    La obesidad no solo tiene un impacto en el desempeño físico, dificultando las posiciones y el rendimiento en las relaciones sexuales.

    También provoca otras condiciones, como la alta presión sanguínea, alto colesterol y problemas cardiacos, que están asociadas con la impotencia.

    Un estudio realizado en el 2014 encontró que  el peso corporal excesivo debe considerarse como un factor de riesgo independiente para la disfunción eréctil.

    Este riesgo aumenta con el aumento del índice de masa corporal y con la edad.

     

    La base para el tratamiento de la disfunción eréctil en la obesidad es la pérdida de peso corporal. Si no tenías la motivación suficiente para comenzar un tratamiento, el hecho de recuperar ti vida sexual puede impulsarte a buscar un estilo de vida más saludable.

  • A problemas psicológicos

    Para lograr una erección, una persona debe primero pasar por lo que se conoce como una fase de excitación. Si una persona tiene un trastorno emocional, esto afecta su capacidad de excitarse sexualmente.

    La depresión y la ansiedad se asocian con un mayor riesgo de impotencia. La depresión es un sentimiento de tristeza, pérdida de esperanza o desamparo.

    También puedes padecer ansiedad por el rendimiento. Si no has sido capaz de lograr una erección en el pasado, quizás te preocupe tu capacidad de hacerlo en el futuro. Esto afecta tu rendimiento cuando te enfrentas a otra persona, aunque logres mantener una erección mientras duermes o te masturbas.

Ahora sabes a qué se debe la impotencia masculina. Estas son las principales causas aunque sería aconsejable que consultes con un profesional de la salud para determinar exactamente cuál es el problema en tu caso en particular.

1) Nature: The worldwide prevalence and epidemiology of erectile dysfunction
http://www.nature.com/ijir/journal/v12/n4s/pdf/3900567a.pdf%3Forigin%3Dpublication_detail
2) Medicine Net: Erectile Dysfuntion
http://www.medicinenet.com/impotence/symptoms.htm
3) NCBI: Bicycle riding and erectile dysfunction: a review.
https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/20102446
4) WebMD: Drugs Linked to Erectile Dysfunction
http://www.webmd.com/erectile-dysfunction/guide/drugs-linked-erectile-dysfunction
5) NCBI: Cardiovascular disease and male sexual dysfunction
https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC4291872/